Espacios Espacios Espacios Espacios

8 ene. 2016

[Reseña] Sueños de piedra









Iria G. Parente y Selene M. Pascual
573 páginas – Nocturna – 16,50€ - 9788494335471


 
Érase una vez un reino muy, muy lejano donde un príncipe premió a un mago por ayudar a rescatar a una joven en apuros.
Encantador. Lástima que nada de esto sea verdad.
En realidad, el príncipe sueña con gloria y venganza; el mago, con que sus hechizos no sean siempre un desastre y la joven en apuros, con huir de un pasado que la atormenta... y del recuerdo del hombre al que ha matado. Érase una vez...
 

Opinión personal
(sin spoilers)
 
Tengo que empezar esta reseña diciendo que no podía haber elegido mejor lectura para empezar el año. Sueños de piedra ha sido un libro que tenía muchas ganas de leer desde que salió y debido también a tantas buenas críticas que estaba teniendo y que me ha sorprendido de una manera inimaginable.

Esta historia nos cuenta la historia de dos personajes principalmente: Lynne y Arthmael. dos personas muy diferentes en todo, desde su clase social hasta su carácter y personalidad. 
Lynne lleva encerrada en el prostíbulo desde que su padre murió, y lo único que desea es poder salir de allí, poder vivir una vida y decidir por ella misma. Sentirse algo más que un simple objeto y no tener que vivir a la sombra de ningún hombre. Cuando al fin lo consigue, se cruza en su camino
Arthmael de Silfos, heredero de la corona y que hará que las cosas no vayan como ella piensa.
Arthmael es el típico heredero caprichoso y vividor, que nunca se tuvo que preocupar de nada y que ahora ve como su trono puede peligrar. Para demostrarle a su padre y también al resto de su pueblo que es digno de ser el rey, y decide ser un héroe, ayudándole a todo aquel que le necesitara. Ellos dos no quieren ir juntos, no se aguantan, discuten a todas horas y demás, pero cuando se encuentran con Hazan, un joven mago que necesita ayuda, no se lo piensan y deciden ir los tres juntos en busca de lo que el pequeño hechicero necesita. Los tres juntos tendrán que enfrentarse a todos los peligros que tendrán que correr, pero no solamente a los que aparecen por el camino, sino a los miles de sentimientos que nacen sin que te des cuenta, los miedos que ya tenían dentro y el no saber que podrá pasar en el futuro.


"Hay silencios que se alargan hasta la eternidad. Que duelen pro cada latido que desgastan. Por cada cosa que no se dice, pero se guarda. Por cada cosa que se entiende de ellos. Por cada miedo que despiertan. A esos silencios hay que matarlos antes de que ellos te maten a ti."

El libro está narrado en primera persona desde el punto de vista de los dos personajes principales que se van alternando entre ellos y gracias a ello podremos descurbrir muchas cosas que se habrían quedado perdidas y hubieran generado dudas: lo que ocurre cuando el otro no está, lo que siente el uno con respecto al otro... La verdad es que este aspecto ha sido muy importante en la novela e Iria y Selene han sabido sobrellevarlo para que todo cuadre y sea perfecto. 

Los personajes son, totalmente y sin lugar a dudas, lo mejor del libro. Son fascinantes, profundos y humanos, características que no siempre se consigue en la literatura juvenil actual. Lynne, pese a todo lo que tuvo que vivir, es un personaje muy fuerte, que lucha siempre por ser ella misma, por superar sus miedos y poder ser libre.Vemos desde el principio una clara evolución en Lynne, de como empieza a cuando acaba, ya segura de si misma, con todo muy claro y arriesgando todo por su felicidad. Por todo esto es muy fácil cogerle cariño, querer para ella todo lo mejor del mundo. Arthmael, por su parte, es un príncipe mal criado, que piensa que puede obtener todo lo que quiere en el momento en el que a él le parezca. Si bien, al príncipe al que conocemos en los primeros capítulos es un pedante y un egocéntrico, es el que más evolución sufre (aunque Lynne también tiene la suya) porque aprende a ser humilde, a anteponer el bien de los demás al suyo... En general, al final ha terminado encantándome, como para no hacerlo.
Después además no solo contamos con estos dos personajes, sino también nos encontramos con Hazan, la dulzura y la ternura personificada. Creo que hacía tiempo que no me encontraba en una novela a alguien que destilara tantísima ternura e inocencia, cosa que me encantó.

"Me gusta cómo me mira, me gusta cómo a veces encuentra mis labios de la forma más inesperada, o cómo por las mañanas despierto entre sus brazos, donde nada malo puede alcanzarme. Ni siquiera yo misma puedo hacerme daño cuando él está cerca. Ni siquiera mis dudas o mis miedos, que se han ido alejando un poco más por cada beso y cada caricia que él me ha dado, como su fueran bálsamos colocados con mucho cuidado sobre mis cicatrices."
 
Lo que en realidad me ha llamado más la atención de la novela es la forma que tienen de escribir las autoras, la manera de jugar con los sentimientos de los personajes y de plasmar de un modo muy realista sus pensamientos, sus luchas internas, sus miedos… Es concisa y no se detiene jamás ni un instante más del necesario. Además, la historia te mantiene pegada a sus páginas desde el principio, y conforme vas leyendo lo único que quieres y necesitar es saber que tendrán preparado estas dos autoras para hacernos sufrir, reír o llorar. Porque si, he pasado por todo esto a lo largo de las casi 600 páginas que tiene el libro, y ojalá que hubiera tenido más porque las hubiera seguido leyendo encantada. 

En definitiva, Sueños de piedra ha marcado el inicio de un nuevo año de una manera que no podré olvidar porque esta lectura se va directa a mis favoritas de 2016 (¡sí, así de pronto!) y que recomiendo, bueno, más bien obligo a su lectura. Por favor, un aplauso para Iria y Selene
 

8 comentarios:

  1. ay este libro se ha convertido en uno de mis favoritos en este 2015..me lo leí en nada y me encantó ♥ me alegro mucho de que a ti te gustase tanto, muy buena reseña, un besazo enorme^-^

    ResponderEliminar
  2. ¡Hoola!
    No sé a qué estoy esperando para leer este libro. Todo el mundo habla genial de él y la verdad es que su trama me llama mucho.
    Me alegro que te haya gustado tanto.
    Un beso!

    ResponderEliminar
  3. Buenas!!! Pinta muy bien!! Ya lo había visto por las librerías y me interesaba bastante, ojalá pueda hacerme con él! Besos y gracias por la reseña ^^

    ResponderEliminar
  4. Hola, tenia tantas ganas de leerlo y ahora con tu reseña son ansias!! a ver si lo consigo pronto , estupenda reseña un saludo

    ResponderEliminar
  5. Lo quiero, lo quiero, lo quiero! Tengo muchísimas ganas de leer este libro !! Siempre estoy leyendo muy buenas opiniones de él jajaja
    Un beso ;D

    ResponderEliminar
  6. ¡¡Este libro me encantó!! Fue toda una suerte empezar el 2016 con Sueños de Piedra también, porque al igual que tú, también está entre mis favoritos.
    ¡Un besoo!

    ResponderEliminar
  7. ¡Hola!

    Debo de ser la única persona en el mundo a la que no le gustó este libro, porque en fin, me esperaba otra cosa y... los personajes tampoco me gustaron tanto, no sé, simplemente no conecté con él. Me alegro de que lo disfrutaras ;)

    ¡besos!

    ResponderEliminar
  8. Hola! No lo conocía pero no tiene mala pinta así que no lo descarto para un futuro, un beso!

    ResponderEliminar